jueves, 3 de mayo de 2012

EL CALLAO CELEBRO 146º ANIVERSARIO DEL COMBATE DEL DOS DE MAYO


JORGE LUYO YAYA
rodandonoticias_peru 
A las 9 y 30 de la mañana del 2 de mayo, se dio inicio a las celebraciones por el aniversario del Combate del Dos de Mayo. Una a una fueron llegando las autoridades chalacas, de la Corte Suprema y Superior de Justicia, de la APN y militares de las tres armas, en especial de nuestra Marina de Guerra del Perú. El acto se desarrolló, como siempre, en la Av. que dá al frente del Cañón del Pueblo, que una vez más retumbó en el oído de los chalacos e invitados.
Los alcaldes de la Provincia Constitucional del Callao, el alcalde del distrito de Carmen de La Legua, Bellavista y La Punta, acompañaron al presidente de la Región Callao Félix Moreno. También estuvieron el presidente de la Autoridad Portuaria del Perú Alm. Frank Boyle Alvarado, el ex congresista y vicepresidente de la República, los congresistas por el Callao Wong, Spadaro y Canches. Los jefes del Comando Conjunto de las Fuerzas Armadas, el ministro de Defensa y oficiales de alta graduación de las diversas armas y militares visitantes. También estuvieron los herederos del héroe José Gálvez y otros diversos invitados.
La ausencia, del alcalde provincial Juan Sotomayor, se hizo notar al momento de anunciar las diversas instituciones que hicieron llegar arreglos florales. Es preciso mencionar que Sotomayor es el alcalde anfitrión de los diversos invitados que llegaron con motivo de la conmemoración del CXLVl Aniversario del Combate del Dos de Mayo.
La lectura de el preámbulo de la guerra estuvo a cargo de un oficial de las Fuerzas Navales del Perú.
Al parecer todo se debió a una distorsionada versión de que en una hacienda del norte peruano, se había matado a un súbdito español, lo cierto es que: Se tató de una riña entre trabajadores de la hacienda Talambo, de propiedad de la familia Salcedo. Esta hacienda dedicada al cultivo del maíz y algodón en Chepen en La Libertad, al norte de la capital peruana.
En el enfrentamiento (1862) falleció el español, descendiente de familias vascas, Juan Miguel Ormazabal, el mismo que se había enfrentado al terrateniente Manuel Salcedo. Todo no fue mas que un pretexto para que las fuerzas españolas, que se encontraban en playas de Chile, atacaran, de manera artera, el puerto de Valparaíso en el vecino país del sur. Luego de ello avanzaron al Callao, que por ese entonces era uno de los bastiones más poderosos de América del Sur.
El canciller peruano Juan Antonio Rybeiro había desconocido el pomposo titulo y encargo del español Eusebio Salazar y Mayorca,. El mismo que venía con la denominación de Ministro de Su Majestad en Bolivia y Comisario Extraordinario para el Perú. El gesto peruano no fue del agrado de Salazar, quien magnificó los motivos y fue el impulsor del ataque militar.
La historia contada por los españoles fue que ellos se retiraron del conflicto armado, por motivos de desabastecimiento de proyectiles y algunas averías en su flota. La versión peruana es que fueron puestos en fuga por la estrategia militar ejecutada por las fuerzas peruanas, la defensa de la plaza chalaca con el apoyo de la ciudadanía de Lima y, en especial, de los chalacos, los mismos que ayudaron a construir defensas en tiempo record una de esas defensas, la más emblemática fue la Torre de La Merced en La Punta.


El presidente de la Región Callao Dr. Félix Moreno dijo en su discurso, luego de hacer una breve reseña del hecho histórico, que agradecía las facilidades y acuerdo del ministerio de Defensa para que el GR pueda iniciar obras de refacciones y modernidad dentro del Museo Real Felipe dentro de la Fortaleza del mismo nombre., Destacó que los niños podrán conocer el museo de manera gratuita, buscando de esta manera que los jóvenes puedan conocer la historia peruana y así, despertar en ellos la vocación militar. También expresó que su administración se propuesto destacar la alternativa deportiva en la juventud chalaca. Para ellos ha modernizado una Villa Deportiva, antes un parque zonal descuidado. Anunció la pronta inauguración de otra villa en el distrito de Ventanilla, la que albergará, con la del Callao, a miles de niños y jóvenes. “Solo así, con la práctica de deportes, lograremos alejar a los niños de las posibilidades de que caigan en las drogas y que se integren a pandillas y bandas delincuenciales” dijo con firmeza y convicción.